Empresa automotriz apuesta por la diversidad de tecnologías para promover el desarrollo de la movilidad sostenible

En el marco del evento de Transporte Sostenible, Toyota reafirmó su compromiso con el carbono neutralidad y la sostenibilidad. La marca líder en el sector automotriz se mostró a favor de la implementación de incentivos económicos y operativos, que favorezcan la masificación de los vehículos electrificados. Actualmente, el sector transporte es responsable del 9.4% de las emisiones de CO2 en el Perú.

“Sabemos que los vehículos híbridos eléctricos son la mejor opción para impulsar la transición hacia un modelo de transporte sostenible. Dentro de nuestra estrategia de electrificación iremos introduciendo nuevas tecnologías, próximamente”, sostuvo David Caro, Gerente de Asuntos Corporativos & ESG de Toyota del Perú.

A nivel global, la marca cuenta con múltiples opciones tecnológicas con las que busca lograr su objetivo de Carbono Neutralidad: vehículos híbridos eléctricos (HEV), híbridos enchufables (PHEV), eléctricos de batería (BEV) y de hidrógeno (FCEV), entre otros. Sin embargo, la adopción de estas tecnologías depende del contexto de cada país en cuanto a matriz energética, desarrollo de estaciones de cargas, infraestructura, necesidades de los clientes, entre otros.

En el caso de Perú, Toyota apuesta por los vehículos híbridos eléctricos (HEV), los cuales reducen el consumo de combustible, generan menos emisiones y no requieren de una infraestructura de carga por ser autorecargables. Ya que esta tecnología utiliza una combinación de motor a gasolina y eléctrico de manera eficiente. Al día de hoy, Toyota tiene el 23% de ventas en el segmento de vehículos electrificados. “Este segmento viene creciendo sostenidamente y Toyota estima que el mercado de electrificados cerrará en 4,200 unidades, entre todas las marcas”, anotó.

Durante el evento, David Caro sostuvo que los principales actores del mercado automovilístico están comprometidos con el Plan Nacional de Electromovilidad, presentado en conjunto con la Asociación Automotriz del Perú (AAP). La propuesta contempla la implementación de incentivos priorizados, como la reducción temporal del IGV, reducción del impuesto al patrimonio, implementación de infraestructura de carga, tarifas eléctricas especiales para vehículos electrificados, entre otros.

El ejecutivo reiteró que la expansión de la movilidad sostenible demanda de esfuerzos conjuntos con el sector público. “Es necesario encaminar las iniciativas que ya existen para poder ejecutarlas.  Se requiere una participación activa del Estado para establecer políticas e incentivos concretos para todas las tecnologías por igual” señaló. A la fecha, hay 17 iniciativas legislativas en el Congreso de la República que buscan promover la electromovilidad y el uso de energías limpias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *