EconomíaTrujillo

Sector automotor crece 1.74% durante primer semestre del 2023

La producción nacional registró un nuevo descenso en junio último, en línea con el resultado observado en durante el primer semestre de este año, así lo señaló la Asociación Automotriz del Perú (AAP) tras señalar que de acuerdo con información oficial del Instituto Nacional de Estadísticas e Informática – INEI, el índice de actividad económica descendió 0.56% en junio último en comparación con similar mes del 2022. “El resultado es consecuencia de la contracción de los sectores Manufactura, Financiero, Pesca, Construcción, Telecomunicaciones y Agropecuario. Sin embargo, mostraron incremento los sectores Minería e Hidrocarburos, Comercio, Transporte, Electricidad Gas y Agua, Alojamiento y Restaurantes, Servicios Prestados a Empresas y Otros servicios”.

Para el ente estadístico, detalló la AAP, el desenvolvimiento de la actividad productiva del país se vio afectado por las condiciones de El Niño costero que golpeó las actividades primarias (agropecuaria y pesca) y de transformación (manufactura y construcción); sumándose los rezagos de los conflictos sociales acaecidos a finales del 2022 e inicio del 2023, eventos que afectaron las expectativas de inversionistas y demás agentes económicos, aunado a los inicios del fenómeno de El Niño Global.

Según principales componentes de la demanda interna, añadió el gremio automotor, la inversión en construcción registró disminución de 4.12% y el consumo de los hogares, reflejado en las ventas al por menor, reportó una variación positiva de 3.69%. Por otro lado, dijo, la demanda externa se incrementó 4.48%, por mayores envíos de productos tradicionales, en cambio, los no tradicionales bajaron 5.19%, entre ellos los agropecuarios, textiles, químicos y siderometalúrgicos.

De otro lado, entre enero y junio de este año, la producción nacional disminuyó en 0.45% y durante los últimos doce meses, julio 2022 a junio 2023, presentó un incremento de 0.74%. En tanto, el índice desestacionalizado registró una variación de 1.32%, respecto al mes inmediato anterior (mayo 2023).

 

Respecto al desempeño por sector económico, mencionó la AAP, el sector Comercio avanzó 3.05% en junio de 2023 a tasa anual, gracias al incremento en las ventas, tanto al por menor (3.69%), como al por mayor (2.88%) y a la actividad automotriz (2.53%). “Cabe precisar que este último subsector, durante el primer semestre del presente año acumuló una expansión de 1.74%. Asimismo, el resultado del comercio automotriz fue influenciado por la mayor comercialización de vehículos livianos (camionetas, autos deportivos, todoterreno, pick up y furgonetas) y pesados (camiones, minibús y ómnibus), con apertura de nuevas tiendas y variedad de portafolio. Además, creció el mantenimiento y reparación de vehículos automotores por la mayor demanda de reparación mecánica y servicio de lavado. En contraste, disminuyó la venta de partes, piezas y accesorios de vehículos automotores; y la venta, mantenimiento y reparación de motocicletas y de sus partes, piezas y accesorios”.

 

 

Finalmente, para el gremio automotor, el descenso de la actividad económica observado en junio llevó a que la producción local registre una caída de 0.50% durante el segundo trimestre a tasa anual, lo que sumado a la contracción de 0.41% del primer trimestre, nos sitúa en un estado de recesión técnica. En ese sentido, refirió, es fundamental que las autoridades encargadas de la política económica tomen las medidas necesarias que enrumbe nuevamente al país, a la senda del crecimiento. Para ello, es vital fomentar la inversión privada, la cual viene sufriendo una importante caída en lo que va del año, a través del destrabe de los grandes proyectos de inversión que se encuentran en agenda y que no han podido desarrollarse a la fecha. De igual manera, la ejecución de la inversión pública necesita ser más eficiente de tal manera que pueda atender las necesidades de la población, así como de generar puestos de trabajo. “Además, dada las condiciones actuales de la economía y de la evolución reciente de la inflación, se debe evaluar relajar la política monetaria a través de una reducción de la tasa de interés referencial, con la intención de fomentar el financiamiento. De no implementar respuestas inmediatas, la situación económica de las familias podría empeorar en lo que resta del año, considerando los factores de riesgo existentes en el horizonte, siendo el más peligroso el Fenómeno de El Niño que se desarrollaría en mayor medida hacia finales del año y comienzos del siguiente”, puntualizó la AAP.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba